Los consejeros de Clearblue contestan a las preguntas más comunes sobre salud reproductiva para permitirle conocer mejor cómo funciona su cuerpo.

En Clearblue colaboramos activamente con un gran número de expertos de embarazo y fertilidad líderes en todo el mundo para que nos respalden en nuestro compromiso de ayudar a tantas mujeres como sea posible a aumentar sus posibilidades de disfrutar de un embarazo sano. Nuestros expertos —todos ellos con gran reputación en sus ámbitos— son especialistas en áreas como la reproducción asistida, la fertilidad y el comienzo del embarazo. Están aquí para ofrecerle información exhaustiva que le permita comprender mejor su vida reproductiva.


Bill Ledger: Preguntas y respuestas para "¿Decididos a ser padres?"

Bill Ledger


  • ¿Por qué se recomienda el ácido fólico cuando se intenta tener un bebé?

    Existen pruebas fehacientes de que tener un buen nivel de ácido fólico en la circulación sanguínea en el momento de la concepción reduce considerablemente el riesgo de que el bebé desarrolle anomalías congénitas del tubo neural, como espina bífida. Las autoridades de salud pública del Reino Unido, de EE.UU. y de otros países recomiendan a las mujeres sanas tomar 0,4 o 0,5 mg de ácido fólico al día (presente en muchos complementos vitamínicos para antes del embarazo). A las mujeres que presentan factores de riesgo de metabolismo con insuficiencia de ácido fólico, como aquellas que toman medicamentos antiepilépticos o padecen mutaciones del gen MTHFR, se les recomienda tomar 5 mg al día. Lo importante es que esté presente en el óvulo antes de la fecundación.

  • ¿Existen alimentos que deben evitar al intentar quedarse embarazada?

    La mayoría de los alimentos son totalmente inocuos, aunque es importante mantener una dieta sana y equilibrada durante embarazo con cantidades moderadas de las diversas categorías alimenticias. No obstante, en la actualidad, existen preocupaciones en torno a sufrir listeriosis como consecuencia de la ingesta de alimentos crudos y sin pasteurizar. Entre ellos se incluyen la leche sin pasteurizar, los quesos frescos, las ensaladas preparadas (por ejemplo, las de los bufés de ensaladas), verduras crudas sin lavar, paté y tacos de pollo fríos, así como frutas y macedonias preparadas. Para prevenir la listeriosis, evite estos alimentos de alto riesgo y cocine por completo los alimentos crudos de origen animal, como la carne de vaca, cordero, cerdo o aves de corral; conserve y prepare la carne cruda alejada de verduras, alimentos cocinados y alimentos listos para comer, y lave las verduras crudas y la fruta concienzudamente antes de ingerirlas.

  • He sufrido un aborto natural recientemente. ¿Cuándo puedo volver a intentar quedarme embarazada?

    Antes, los ginecólogos aconsejaban a las mujeres esperar, como mínimo, tres meses para volver a intentar quedarse embarazadas después de sufrir un aborto natural. Sin embargo, existen estudios que demuestran que las probabilidades de disfrutar de un embarazo sano son las mismas si vuelve a intentarlo una vez pasado el primer período normal tras el aborto. Esperar no ofrece ventajas y muchas mujeres quieren volver a intentarlo en cuanto es seguro. Sin embargo, debe asegurarse de sentirse preparada psicológicamente. Es razonable y normal angustiarse por el embarazo perdido, por lo que no todas las mujeres desean volver a quedarse embarazadas inmediatamente.

  • Me han diagnosticado el síndrome de ovario poliquístico. ¿Tendré dificultades para quedarme embarazada y, si es así, por qué?

    Las mujeres que padecen el síndrome de ovario poliquístico a veces no ovulan o, al menos, no regularmente. Este grupo de mujeres experimentará períodos irregulares o infrecuentes. Al no ovular, el óvulo no abandona el ovario para trasladarse a la trompa de Falopio y quedar fecundado e implantado en el útero.

    Existen numerosos tratamientos para la anovulación (es decir, el ciclo durante el cual no se libera el óvulo) característica del síndrome de ovario poliquístico. Entre ellos se incluyen las píldoras de clomifeno (Clomid) y las inyecciones de medicamentos contra la esterilidad. Su médico podrá aconsejarle en este sentido y remitirle a una clínica especializada para recibir ayuda.

  • Dado que estamos intentando tener un bebé, ¿deberíamos aumentar la frecuencia con la que mantenemos relaciones sexuales? ¿El exceso de relaciones sexuales puede dañar la calidad o la cantidad de la esperma?

    El esperma almacenado en los testículos durante demasiado tiempo acumula daños en el ADN y es menos fértil. En el caso de las parejas que mantienen relaciones sexuales frecuentemente (a diario), el hombre dispondrá de menos cantidad de esperma para la eyaculación, aunque será más fértil. Si están intentando tener un bebé, traten de mantener relaciones sexuales, al menos, cada dos días durante la ovulación.

    Las pruebas de ovulación de Clearblue pueden ayudarles. Si prefiere mantener relaciones sexuales con más frecuencia, sepa que esto no conllevará ningún daño. Sin embargo, también es importante evitar el estrés, por lo que, si prefiere mantener relaciones sexuales con menos frecuencia, esfuércese más durante este período del mes.

  • ¿Cuánto tiempo debo esperar para intentar quedarme embarazada del siguiente bebé después del anterior embarazo?

    Obviamente, es importante que el bebé pase tiempo con sus progenitores, tanto por el sustento físico que supone la lactancia materna como por el cuidado y los lazos afectivos que resultan vitales para el desarrollo del bebé en los primeros meses. Muchas de las mujeres que dan pecho a su bebé percibirán retrasos en los períodos que se reinician después de parto, aunque este hecho no puede considerarse como método anticonceptivo.

    También es importante decidir el tamaño de familia que desea tener y hacer cálculos de acuerdo a su edad. La edad de la pareja, en especial la de la mujer, influye enormemente en las probabilidades de volver a quedarse embarazada. Si la mujer tiene más de 35 años o tiene antecedentes familiares de menopausia precoz, merece la pena volver a intentarlo antes. Este es también el caso de los hombres que tienen más de 45 años.

  • ¿Puedo ovular más de una vez durante el ciclo?

    Sí, es posible ovular dos veces, pero generalmente ocurre de forma casi simultánea durante el ciclo. Así es como se conciben mellizos, es decir, a partir de la ovulación de dos óvulos independientes. Sucede con mayor frecuencia en mujeres con más de 35 años; esta es una razón por la que el grupo con mayor edad suele tener gemelos. La otra es que en muchos hospitales especializados en fecundación in vitro transfieren dos embriones en pacientes de mayor edad, mientras que, en las pacientes menores de 40 años, sólo se transfiere un embrión.

  • ¿Pueden ciertas posiciones sexuales aumentar las probabilidades de quedarse embarazada?

    Esta parece ser una antigua superstición. Muchas mujeres perciben que el semen parece "escaparse" de la vagina después de mantener relaciones sexuales y, por ello, se tumban sobre almohadas o con las piernas levantadas. Sin embargo, esta pérdida es sólo de fluido seminal, es decir, no tiene que preocuparse porque el esperma móvil se desplaza con gran rapidez hacia la mucosidad cervical.

  • ¿Es cierto que, si me quedo tumbada con las piernas levantadas durante 30 minutos después de mantener relaciones sexuales, tengo más probabilidades de quedarme embarazada?

    Posiblemente, no. Puede consultar las respuestas anteriores. Si tiene que ocurrir, ocurrirá, pero adoptar posturas poco habituales no contribuirá.

  • Padezco endometriosis y me preocupa no poder quedarme embarazada, ¿es cierto que puede ocurrir?

    Muchas mujeres que padecen endometriosis leve podrán quedarse embarazadas fácilmente, aunque las probabilidades de que la fertilidad sea reducida incluso en el grupo leve son mayores que el índice normal correspondiente a la edad. La endometriosis grave puede dañar las trompas de Falopio y los ovarios, y las adherencias características de la endometriosis también pueden bloquear los conductos. Su ginecólogo puede aconsejarle sobre cómo proceder en este caso. No intente quedarse embarazada durante más de varios meses sin recibir asesoramiento.

  • Tenemos planes de tener un bebé. ¿Existen complementos alimenticios, aparte del ácido fólico, que puedan ayudarme?

    El ácido fólico es el esencial. Sin embargo, es conveniente que compruebe su nivel de vitamina D y tome un sustitutivo si los valores son deficientes (que es lo que le ocurre a muchas personas). Si lleva una dieta ligera en carne roja, puede precisar un complemento de hierro y, si sigue una dieta vegana, puede considerar otros complementos. Se ha creado un sector muy amplio que vende vitaminas y complementos a las mujeres que desean quedarse embarazadas, aunque no existen demasiadas pruebas de que las mujeres jóvenes que gocen de buena salud y sigan una dieta equilibrada deban tomar todos estos preparados.

  • Estamos intentando tener un bebé. ¿Mi pareja debe tomar algún complemento alimenticio?

    No, a menos que sufra problemas de salud concretos o tenga restricciones alimenticias. Si han intentado tener un bebé durante un tiempo, deben consultar a su médico para que éste concierte una cita y su pareja se someta a un recuento espermático. Si el recuento es normal, no se preocupe por la dieta. Deje de fumar, beba con moderación dos o tres veces a la semana, mantenga su peso en el intervalo normal correspondiente a su altura (pero no pierda demasiado) y disfrute de su feliz vida amorosa.


Caroline Overton: Preguntas y respuestas para "¿Estoy embarazada?"


Michael Thomas: Preguntas y respuestas para "Todavía no me he quedado embarazada"

Michael Thomas


  • ¿El estrés influye en mi capacidad para quedarme embarazada?

    Probablemente, el estrés tenga una influencia mínima en la capacidad de las mujeres para quedarse embarazadas. Existen estudios que han demostrado que las hormonas del estrés se activan en las deportistas de élite y en las mujeres que presentan una secreción baja de la hormona femenina (con trastornos alimenticios o problemas de peso bajo), lo que puede influir en su capacidad para liberar óvulos. El estrés cotidiano habitual puede no influir en tal medida en su capacidad para quedarse embarazada. Con frecuencia, las situaciones estresantes duran poco tiempo y no tienen una repercusión continua en su fertilidad.

  • Mis ciclos son muy cortos, ¿no consigo quedarme embarazada por ello?

    El intervalo de ciclos normal habitualmente es de 23 a 35 días. Los ciclos más cortos o más largos que este intervalo pueden asociarse con problemas de fertilidad. A lo largo de la vida reproductiva de una mujer, las duraciones del ciclo habituales se incluyen dentro de este espacio de tiempo. Si sus ciclos son generalmente inferiores a 23 días, debe consultar a su médico. Una prueba de ovulación de uso doméstico le ayudará a predecir el momento de la ovulación.

  • Ya he tenido un hijo (o hijos), pero tengo dificultades para quedarme embarazada en estos momentos. ¿Cuál puede ser la causa?

    Son numerosos los factores que pueden influir negativamente en su capacidad para quedarse embarazada, incluso después de haber tenido un hijo. El problema más común es su edad actual. Si ya ha tenido un hijo y ahora supera los 35 años, su capacidad para quedarse embarazada puede haber disminuido. También, puede haber desarrollado un problema que repercuta en su capacidad para ovular de forma constante, o un pólipo o un mioma en la cavidad uterina que influya en la capacidad de implantación y crecimiento del embrión. Además, es posible que su pareja presente anormalidades espermáticas que hayan provocado una disminución en el número y en la movilidad de los espermatozoides, así como alteraciones en su forma. Si le preocupa seriamente, consulte a su médico de cabecera.

  • Anteriormente, me sometí a un aborto voluntario. ¿Podría afectar ahora a mi capacidad para quedarme embarazada?

    Normalmente, los abortos voluntarios no influyen en la capacidad para quedarse embarazada en el futuro. Asimismo, es extraño que desarrolle adherencias en el útero que puedan provocar problemas de fertilidad posteriormente. Si sus ciclos mensuales son normales, la probabilidad de que desarrolle adherencias que repercutan en su fertilidad es baja. Consultar a su especialista de fertilidad o a su ginecólogo le ayudará a asegurarse de que su útero no se ha visto afectado si ha intentado quedarse embarazada durante un año, tiene menos de 35 años y sus ciclos duran entre 23 y 35 días. Si su edad supera los 35 años, considere acudir a una consulta después de 6 meses e inmediatamente si tiene más de 40 años.

  • He oído que se puede calcular la reserva ovárica (el número de ovarios restantes y su calidad) mediante un análisis de sangre de la hormona antimulleriana y foliculoestimulante (FSH). ¿Qué quiere decir esto?

    En el caso de las mujeres cuya edad supera los 35 años, la mayoría de los médicos, de forma rutinaria, realiza pruebas para conocer su reserva ovárica si intentan quedarse embarazadas. Los análisis de sangre incluyen el análisis de la hormona antimulleriana (AMH) y pueden realizarse en cualquier momento del ciclo menstrual e incluso si toma la píldora anticonceptiva. La hormona antimulleriana la segregan las células de los folículos ováricos y puede ser un indicador temprano de la reserva de óvulos que queda en los ovarios. La interpretación de los resultados de esta prueba puede variar en función del médico.

    Además, el tercer día del ciclo menstrual (dos días después de que comience la menstruación), puede someterse a un análisis de la hormona foliculoestimulante (FSH) y de estradiol. Estos dos análisis permiten detectar una función ovárica insuficiente al principio del ciclo menstrual, justo cuando el folículo dominante se incorpora a la ovulación. El recuento de folículos ováricos es otra prueba que puede realizarse para detectar una reserva ovárica insuficiente. Durante esta prueba, se emplea una ecografía transvaginal para determinar el número de folículos listos para la incorporación a la ovulación el tercer día del ciclo menstrual. Podrá encontrar información más detallada sobre las pruebas de reserva ovárica en www.reproductivefacts.org

  • Tengo 35 años y todavía no tengo una pareja estable, pero quiero tener hijos en el futuro. ¿Debería considerar la congelación de óvulos ahora?

    La Sociedad Americana de Medicina Reproductiva (American Society for Reproductive Medicine) recientemente ha manifestado que la congelación de óvulos (ovocitos) ya no se encuentra en fase experimental. Por ello, ahora los centros especializados en fecundidad congelan los óvulos de aquellas mujeres que desean utilizarlos en el futuro. Las pacientes que consideren esta opción pueden congelar sólo sus óvulos o una combinación de óvulos y embriones (óvulos fecundados) con el esperma del donante. Por el momento, la descongelación de óvulos y la subsiguiente fecundación varía según el centro especializado en fecundidad. Se considera que los embriones presentan más probabilidades de descongelarse e implantarse en el útero que los óvulos que se descongelan y se intentan fecundar más adelante.

  • No estoy segura de si ovulo cada mes. ¿Cuál puede ser la causa?

    A veces, las mujeres no ovulan todos los meses por varios motivos. Si sus ciclos menstruales duran de 23 a 35 días y experimenta dolor al palparse el pecho, hinchazón, calambres pélvicos o uterinos, o cambios de humor entre 3 y 14 días antes del ciclo menstrual, probablemente esté ovulando. Sin embargo, si sus ciclos se prolongan generalmente durante más de 35 días, puede que no ovule de forma constante o que ni siquiera ovule. La mayoría de las mujeres que no ovulan y no están embarazadas puede padecer el síndrome de ovario poliquístico (SOP). El SOP es una condición con la que se nace y que puede provocar que una mujer no ovule (libere un óvulo) de forma regular y constante. Estas mujeres también pueden padecer acné adulto o experimentar un aumento del crecimiento del vello en el labio superior o debajo de la barbilla. Mediante la ecografía, se percibe que los ovarios presentan una gran cantidad de pequeños quistes en su interior, cuyo tamaño no aumenta. Entre las demás condiciones que pueden provocar que no ovule, se incluyen una función tiroidea baja (hipotiroidismo) y una secreción de prolactina elevada (hiperprolactinemia). También puede encontrarse en el período anterior a la menopausia (perimenopausia). Si cree que no ovula de forma constante, debe consultar a su médico.